18.1.06

Veronica Mars


Esta última temporada estoy cayendo de lleno en un vicio que no es que sea nuevo, pero que la tecnología ha hecho bastante más cómodo: las series de televisión. A poco que tengas acceso a un ordenador resulta cada vez más fácil acceder a tus series favoritas. Y si encima tienes un asesor de primera (como es el caso), casi casi ni selección tienes que hacer.

El caso es que después de haber descubierto y visto, por fin, las seis primeras temporadas de El Ala Oeste de la Casa Blanca (serie que no me cansaré de recomendar, seais o no pro yanquis) hoy llega aquí un entretenimiento bastante adictivo: Veronica Mars. La serie se centra en las aventuras de una joven californiana, hija de detective privado y antiguo sheriff, cuya mejor amiga muere asesinada en misteriosas circunstancias... tanto es así que Mars padre no se cree la versión oficial y sospecha que el único detenido en realidad no es el culpable. A lo largo de toda la primera temporada vamos descubriendo la influencia que ese asesinato tiene en la vida de la protagonista y toda su familia, al tiempo que Veronica se va encargando de echarle una mano a su padre en la resolución de distintos casos.

Así descrita la premisa suena un tanto descabellada (yupi, otra adolescente detective, una nueva Nancy Drew) pero lo que engancha de la serie (aparte de personajes bien construidos y un toque de melodrama/culebrón que parece inherente a todo aquello que ocurra en California -baste recordar Beverly Hills 90210, Melrose Place o la más reciente O.C.) es que en cada capítulo se presenta un caso nuevo, y tanto la presentación como la resolución son de lo más verosímil. Concediendo pequeñas licencias, la credibilidad de la serie es excelente, los métodos utilizados por la protagonista para obtener información geniales por sencillos y cotidianos, y el tono general de la serie bastante más divertido de lo que pueda parecer al principio.

Veronica es aguda, rápida de reflejos, inteligente, sarcástica, mordaz y muy, muy vengativa. Los secundarios están bien perfilados (aunque se recurra a algunos estereotipos como el mejor amigo/ayudante o el hispano macarra) y las tramas enganchan. Además, es una serie de detectives, así que ya tiene unos cuantos puntos ganados en mi lista. Quizás lo único que se le pueda echar en cara es que a veces se acerca demasiado a soluciones un poco descabelladas (a pesar de que pueda parecer lo contrario, esto no contradice mi afirmación de hace unas líneas: estas soluciones casi descabelladas son muy esporádicas y no demasiado relevantes) y que parece que se les echaba el tiempo encima y quisieron resolver el gran misterio de la primera temporada justo en el último capítulo y de manera un tanto atropellada. Pero son detalles menores. Si os gustaban Alfred Hitchcok y los tres Investigadores y, como yo, veíais 90210, Melrose Place o O.C. por casualidad mientras hacíais zapping, os va a encantar la serie. Y ya no me queda sino decir que... Quiero más Mars

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Diego,

Soy Germán. Como ves pude por fin encontrar tu blog.
Y coincide con una buena entrada porque yo también estoy viendo Veronica Mars -me pille la 1 temporada en Amazon- y estoy de acuerdo que es una muy buena serie. Mas Raymond Chandler -aunque esto sorprenda/escandalize a algún purista- que Nancy Drew, bueno esto ya lo dicen en alguna critica y creo tienen razón.

Edu M. dijo...

Por cierto empieza el día 28 en La 2, aunque me da que a nosotros a estas alturas nos un poco igual. Además no se si me acostumbraría a escuchar a Kristin Bell o al padre en castellano xD.

Y Diego, ya sabes que si te portas bien te llegara en breve lo que va de segunda temporada jejeje

Jorge Iván Argiz dijo...

Tiene muy buena pinta (Ya me la habia recomendado Germán). A ver, a ver...

Diego dijo...

Germán

¡Bienvenido! Me alegro mucho de tenerte por aquí. Efectivamente, podría considerarse más Chandler (y que se escandalice o sorprenda quien quiera) que Drew... e incluso más Gemelas de Mallory que cualquier otra cosa ;P

Edu

Mierda. O sea que para recibir lo que va de segunda temporada tengo que ser bueno... jo, qué putada, con las ganas que tenía de verla...

Jorgito

Haznos caso a ambos. Ya verás como no te defrauda.